170501 Mayo, flores para la Reina

Queridos amigos:
Ya estamos en mayo, un mes especialmente dedicado a la Virgen, y no podía ser de otro modo, ya que toda la naturaleza se convierte en un precioso ramo para nuestra Madre, los campos están llenos de flores: amapolas, dientes de león, margaritas silvestres, tréboles… No me diréis que no da gusto pasear por el campo.
También nuestras macetas se nos han vuelto agradecidas, y nos devuelven los cuidados del invierno en forma de flores. Así, las petunias, con sus distintos matices; las verbenas, las gitanillas, los geranios, los pensamientos… bueno, no terminaríamos de enumerarlas. Y no podemos olvidar los rosales, que este año que ha llovido tanto, están exuberantes y con un perfume especial.
Os vuelvo a recordar que no dejéis de abonarlas: una planta con flor es como una mujer embarazada, necesita más “mimos”, y es más propensa a contraer enfermedades. Nada de trasplantes, nada de exceso de agua, ni que tampoco le pueda faltar. Riego a menudo pero moderado. Y recordad no mojarle las flores, porque se marchitarían y durarían menos. Cortad las flores marchitas, ya que le quitan fuerza a la planta, y al quitarlas favorecemos nuevas floraciones.
Y nada más, a disfrutar de este tiempo tan lleno de vida.
Que Dios y su Madre os bendigan a todos.